lunes, 13 de abril de 2009

On Stage


Pasó el infierno de la Semana Santa. Me la he pasado refugiado en casa con mi niña y la perra Aika. Ir a la playa era caro (es la desventaja de vivir al día con un sueldo mínimo) e imposible (trabajos que hacer en el ordenador). En mi calle la noche de la “madrugá” me despertaron las peleas de los católicos: gritos, sirenas de la policía, una exhibición de piedad y generosidad en lo relativo al salvajismo. Supongo que en eso consiste ser cristiano. En esos momentos sueño con una granada: sería tan fácil tirarla por la ventana, sin siquiera tener que levantarme de la cama...

No he actualizado en estos días porque el pasado día tres de abril los U-Bets dimos por fin nuestro primer concierto juntos. Cada vez que doy un concierto y sale bien me quedo una semana avionado, nervioso, confuso dulcemente. Y el concierto salió casi perfecto, mucho mejor de lo que hubiera esperado. Los de la Sala Calle 32, a los que a veces he criticado (mi enfermedad), se portaron de puta madre. Vinieron dos amigas del batera, estudiantes de audiovisuales (o algo así), con dos cámaras profesionales de la Facultad para grabar el video. Hablé con el técnico de sonido por si pudiera sacar en línea el sonido desde la mesa y pasarlo a las cámaras (así tendríamos calidad suprema tanto en video cono en audio). Dudaba de si me dejarían hacerlo, pero al contrario, cooperaron en todo lo que pudieron. Carlos, el novio de nuestro batería, fantástico fotógrafo, proyectó diapositivas durante el concierto (sobre mi camiseta con frecuencia, pues el chorro del proyector estaba justo a mi lado). Estuvieron chulas, siempre relacionadas con la canción que se tocaba. De todas formas, hasta que las chicas monten el video y se vea qué tal ha salido el sonido, no puedo colgar nada aún. Crucemos los dedos. Tenemos otros videos grabados en el local de ensayo que pronto estarán en youtube (dejaré los vínculos por aquí) y que, por el momento, ya nos han abierto algunas puertas; es posible que vayamos a un par de festivales en Albacete de aquí a mayo (por allí han gustado mucho).

Lo más curioso es que sólo dispongo de fotos de la prueba de sonido. Nuestros colegas, con todo el lío de la Semana Santa, aún no han mandado nada. El video hablará por sí solo, de todas formas.

Iba a hacer dos años desde mi último concierto de rock (los de blues de Calle 32 de los miércoles no cuentan para eso), cuando tocamos los Azid Queens en el Fun Club. Este ha salido mejor.

Cuando bajé del escenario a los “camerinos” (por llamarlos así) me di cuenta de lo acelerado que estaba. Sales del escenario con las luces, el sonido potente, la energía del público y caes (literalmente, me caí contra la pared de enfrente porque el escalón de bajada es algo “confuso”) a una habitación silenciosa, cerrada, sin nadie. Te sientes como un animal salvaje.

Pero sonó a Rock...

...
...
...
..
..
..
.
..

2 comentarios:

Alejafinado dijo...

Yo tambien ando montanto unos temas con unos colegas, lo nuestro es pop-rock con influencia indie, cuando tengamos algo, te aviso, aunque seguramente eso del pop no case mucho contigo...

Quacking-pingüino dijo...

No creas, mis gustos son bastante amplios, así que avisa en cuanto se pueda ver algo.

Saludos!